Software como servicio (SaaS)


Software como servicio (SaaS)

El software como servicio consiste en utilizar una aplicación que no reside en las instalaciones de la empresa sino que se encuentra hospedada en la compañia desarrolladora o proveedora del servicio, de esta manera los usuarios de las aplicaciones contratadas acceden y trabajan con el software de manera remota a través de internet.

 El uso del modelo de Software como Servicio está creciendo especialmente en el mercado de las aplicaciones utilizadas para la gestión de Recursos Humanos, de contenidos web, correo electrónico, de relaciones con clientes o CRM, videoconferencia, Contabilidad y ERPs.

Los grandes cambios tecnológicos y las nuevas formas de trabajar y gestionar las empresas hacen de este modelo de uso y contratación del software un modelo de futuro. En primer lugar la mayoría de trabajadores del conocimiento  cuentan ya con un PC (computador personal) conectado a internet como una herramienta básica para el desarrollo de su trabajo y cada vez con mayor frecuencia desempeñan su labor de forma online, además la búsqueda de una mayor productividad y la creciente movilidad de los empleados impulsan conceptos como el de empresa extendida y la oficina móvil, estos conceptos se basan en la idea de que los trabajadores del conocimiento han de poder desempeñar su labor en cualquier momento y desde cualquier lugar. 

Por último muchas capacidades ofrecidas por las aplicaciones informáticas se están convirtiendo en commodities, es decir están dejando de ser una ventaja estratégica para convertirse en una obligación para el mantenimiento de la competitividad.

Los beneficios del modelo software como servicio se derivan principalmente de las economías de escala obtenidas por la empresa proveedora de la aplicación, para las empresas clientes este modelo elimina la necesidad de realizar grandes gastos iniciales en la adquisición del software, reduciendo así el riesgo de inversión, en su lugar el uso de las aplicaciones es pagado como una renta o alquiler en forma de cuota mensual. 

La mayoría de empresas proveedoras de este tipo de servicio ofrecen planes de pago variable basados en elementos como el número de usuarios, de documentos gestionados, ancho de banda utilizado o almacenamiento requerido en cada caso. Las empresas que utilizan el modelo de software como servicio eliminan parte de los costes de un departamento de informática que en un modelo de software en propiedad debe responsabilizarse de la actualización, mantenimiento y soporte de los usuarios. 

En el modelo software como servicio las responsabilidades de estas operaciones recae en la empresa proveedora y la disponibilidad de la aplicación y su correcto funcionamiento así como la atención al usuario forman parte del servicio contratado. La adopción de este modelo puede suponer por otra parte la pérdida de control sobre las actualizaciones del software o los cambios de requerimientos en su uso, en este sentido el mercado de software como servicio ofrece diferentes categorías de personalizacion, en las aplicaciones ad-hoc cada cliente cuenta con su propia aplicación hospedada remotamente, su aplicación no es compartida por ninguna otra empresa pero reduce costes operativos al consolidar el hardware y tener una administración común de las mismas, en las aplicaciones configurables cada cliente o grupo de clientes puede utilizar diferentes niveles de una misma aplicación mediante opciones detalladas de configuración, en las aplicaciones escalables la oferta del servicio puede adaptar la capacidad del sistema a diferentes número de empleados o de documentos gestionados sin necesidad de alterar la arquitectura de la aplicación.



Fuente: Infonomia.tv


Software ERP en la Nube

Entradas populares de este blog

ERP Cloud: Actualizaciones de las Versiones de eFactory ERP/CRM

Contabilidad Web: Contabilizando Ordenes de Pago en eFactory Contabilidad

Sistema Profit Plus Administrativo 2k8: Mudando la Instalación de Servidor - Problema Técnico